Chicas "De la Rosa"


En este 2012 quería estrenar el blog con algo especial. Y, como la cosa va de literatura romántica, no pude resistirme a crear una sección que a partir de ahora llamaré CHICAS DE LA ROSA... os explico:

En el 2008, estando yo con mi ordenador navegando por aquí y por allá, encontré un taller de novela romántica en la web de la editorial La Máquina China, impartido por un tal José de la Rosa. Me gustó, me dio buenas vibraciones y me apunté de cabeza. ¡Quién iba a imaginar que ese taller cambiaría mi vida (al menos, literariamente hablando)!

Desde el principio resultó una experiencia gratificante, divertida y estimulante. Aprendía, me divertía y estaba deseando que llegara el día en que todos los integrantes del taller nos conectábamos al chat para comentar las lecciones y resolver las dudas del momento. Poco a poco, el chat se fue alargando cada vez más. Y, aunque el "profe" se retiraba una vez concluida la sesión de la lección correspondiente, las alumnas nos quedábamos compartiendo experiencias, ilusiones y risas. Sobre todo, muchas risas.

Ese año, llegaron las Primeras Jornadas de Novela Romántica, que se organizaron en Sevilla, y las chicas del taller nos inscribimos con una ilusión tremenda, pensando en lo bien que lo íbamos a pasar y en que por fin podríamos ponernos cara, conocernos y darnos un fuerte abrazo porque, hasta el momento, todos nuestros encuentros habían sido virtuales. Y tengo que decir que las Jornadas superaron mis expectativas, las compañeras resultaron ser personas increíbles y nadie dudó de que aquello teníamos que repetirlo.

Recuerdo también que poco después, en una crónica que escribió alguna de las otras asistentes a las Jornadas, se nos tachó de aspirantes a escritoras que intentaban meter la cabeza como fuera en ese mundillo (no era así exactamente, pero venía a decir lo mismo y con muy mala leche). Lo que no sabía la que suscribía dicha crónica, era que nosotras ya éramos escritoras. Publicadas o no, eso no tenía importancia. Lo éramos y así nos sentíamos.

Nadie respondió a esta chica que nos miraba por encima de su hombro. Pero el tiempo se encargó de hacerlo... Sin duda, la promoción del primer Taller de Novela Romántica de La Máquina China resultó ser muy prolífica. A las pruebas me remitiré en esta sección que he creado, y en la que iré colgando las reseñas de los libros de mis compañeras, en un homenaje a toda la gente que lucha por sus sueños y, finalmente, con esfuerzo e ilusión, obtiene su recompensa.

Algunas de las Chicas de la Rosa, en las Primeras Jornadas de Novela Romántica (Sevilla, 2008)



Comentarios

  1. Qué razón tienes cuando dices que escritor es quien escribe... lo de la publicación viene más pronto o más tarde, pero el oficio se lleva en el corazón. Un beso y feliz 2012.

    ResponderEliminar
  2. Me ha encantado tu entrada. ¡Qué recuerdos y qué tiempos!... no sabía lo de esa persona que nos tachó de aspirantes a escritoras. Me he enterado ahora mismo al leerte, bueno el tiempo pone a cada uno en su sitio, a las pruebas me remito. Las chicas de la Rosa... me encanta

    ResponderEliminar
  3. ¡Qué manera más bonita de iniciar un nuevo año en tu blog, Kate!

    Teóricamente aún estoy de "vacaciones navideñas" pero no he podido resistirme a dejarte unas palabras. Fue leerte, y volver a aquel noviembre, en Sevilla... ¡Cuánta agua ha corrido bajo el puente desde entonces!

    Gracias por robarme un montón de sonrisas, niña :)

    ¡Muy feliz 2012!

    ResponderEliminar
  4. ¡¡Pero qué recuerdos!!

    Yo tampoco sabía lo de las aspirantes a escritoras ¡¡qué estupendo que ya estemos un pasito más arriba, ¿no?

    ResponderEliminar
  5. Ufff... me ha encantado volver a leer los inicios de como un grupo de alocadas y soñadoras nos conocimos y en especial nos sentimos cuando nos vimos por primera vez. Fue algo mágico y precioso. ¡algo para NUNCA olvidar!
    Me enorgullece ser catalogada como una chica "De la Rosa" y me encanta saber que a vosotras también os gusta.
    Mil besazossssssssssss

    ResponderEliminar
  6. ¡¡¡Una entrada preciosa, cielo!!!
    Estoy encantada de haber compartido el curso con vosotras y es un honor teneros como amigas.
    Un beso

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Cuando todo el mundo sea súper, nadie lo será.

La impaciencia del lector (y del escritor)

Balance como escritora en el 2016