Tras el Largo Viaje



Bueno, pues se acabó, por fin. O mejor dicho, la acabé... La novela romántica que comencé hace ya ni se sabe y que se quedó estancada en varias ocasiones, a veces avasallada por algún otro proyecto y a veces, simplemente, porque mi mente se bloqueaba. Se titula "Tras el largo viaje", y está ambientada en 1854, en California. La idea surgió después de ver la película Caravana de Mujeres (aclaro, después de verla por enésima vez, por supuesto), y me puse a pensar... ¿qué ocurriría después? Es decir, tras ese largo viaje, después de que esas mujeres se casaran con auténticos desconocidos.

Y así surgió la historia de Shannon, y de cómo conoce a su marido, Darren, y de todas las dificultades que tiene que pasar para encontrar la vida que siempre ha deseado...

Mañana mismo empezaré a mover la novela y esperaré con los dedos cruzados a ver si le interesa a alguien... Si no, al menos tengo la satisfacción de haber conseguido poner la palabra FIN (y, os lo aseguro, en mi caso ha sido una proeza) y de tener entre mis manos una historia que me gusta, que me divierte y que me ha hecho pasar muy buenos ratos mientras la escribía.

Ya os iré contando...

Comentarios

  1. Por favor, ¡¡¡muévela!!! Cruzo los dedos para poder verla, por fin, encuadernada entre dos tapas. Llevo mucho tiempo queriendo disfrutar de las aventuras de Shanon y Darren. Un beso.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Cuando todo el mundo sea súper, nadie lo será.

La impaciencia del lector (y del escritor)

La Joya de Meggernie